Obras estratégicas que potencian el desarrollo productivo de Río Negro




Río Negro es una provincia joven, con apenas 66 años de vida, que asienta su desarrollo productivo en múltiples actividades: la producción de alimentos, la industria del turismo, la generación de energías renovables e hidrocarburíferas y la economía del conocimiento, a través de la comunidad científico tecnológica más grande del país.

Río Negro también es la puerta de entrada a la Patagonia, una marca registrada en el mundo que se vincula con el comercio exterior a través de su alto perfil exportador.

En este mapa productivo de la Provincia, se llevan adelante obras públicas estratégicas, distribuidas en las Zonas Andina y Atlántica, la Región Sur y todos los Valles nacidos a orillas del río Negro, el Alto, el Medio y el Inferior. Así se integra la totalidad del amplio territorio rionegrino.

Cuidado y preservación del agua

La construcción de 10 plantas para el tratamiento de desagües cloacales -de vuelco cero al río Negro- y la reutilización de los efluentes tratados para riego productivo y forestal representan obras centrales, de alto impacto para las distintas regiones. Las ya finalizadas en Choele Choel y Las Grutas se ensamblan con las que están en construcción en Playas Doradas, Pilcaniyeu, Viedma. Mainque, Cinco Saltos, Villa Regina y Beltrán; así como la de ampliación en Cipolletti. Todas están pensadas para cuidar el ambiente y preservar las aguas del río y el mar, con una proyección de aquí a los próximos 20 años.

Nuevas rutas y caminos productivos

Por otro lado, Río Negro ya asfaltó y repavimentó 150 kilómetros de rutas provinciales y caminos productivos. La traza total de la RP 2, que une El Solito con San Antonio Oeste y el puerto, se suma  a las finalizadas en Chichinales, Paso Piedra, Colonia Julia y Echarren, y la del circuito de Mallín Ahogado, así como la de la Ruta 65, cuya ejecución avanzó más de la mitad. Son obras viales y de transporte que promueven la producción y exportación de alimentos, el tránsito, conexión y la vinculación del turismo y de quienes visitan nuestras montañas, playas y recursos naturales.

Conexiones eléctricas

Un párrafo aparte merecen las obras eléctricas, con líneas de alta tensión y estaciones transformadoras, entre las localidades de Pomona y General Conesa, y el punto geográfico conocido como El Solito. La interconexión generará la posibilidad de riego en la  margen norte del río Negro, para una zona de más de 56 mil hectáreas, hoy sin utilización productiva. Impactará en la fruticultura, la ganadería y los alimentos orgánicos.

Gasoducto y parque industrial Bariloche

El gasoducto para la Región Sur, con 365 kilómetros de extensión, es la obra emblema de la zona que le llevará gas natural a 17 mil familias y que ofrecerá las condiciones necesarias para nuevos proyectos productivos, en un sector del territorio rionegrino con múltiples potencialidades. Asimismo, la obra del PITBA surgió como consecuencia del desarrollo científico, tecnológico e industrial de Bariloche para potenciar el crecimiento de bienes y servicios que diversifiquen la matriz productiva de la zona andina y el resto de la provincia.

QUÉ TE GENERA ESTA NOTICIA



Artículo anteriorFinde completo: al aniversario de SAO, se le sumaron los movimientos del turismo en Las Grutas y SAE
Artículo siguienteSAO: proponen crear área de diversidad de género