Se cumplen 100 años de la construcción de la primera iglesia en San Antonio Oeste

templo


HISTORIAS SANANTONIENSES. En el año 1919 comenzó la construcción de una modesta capilla católica en la esquina de las calles San Martín y 9 de julio.

El 18 de febrero de 1920 el padre salesiano Carlos Frigerio da por finalizada la obra y un caluroso día 25 inicia los servicios religiosos.

También ese año fue bisiesto, pero el día 29 fue domingo y por esas rarezas fue la primer misa en la iglesia, que la llamaban justamente “la capillita del padre Frigerio”.

A partir del año 1915 los misioneros salesianos, iniciadores religiosos en la Patagonia, visitaron con periodicidad el pueblo.

inn

Cuatro años después, en 1919, la congregación decidió edificar una modesta capilla en la esquina de las calles San Martín y 9 de Julio. (Ver foto arriba)

El 19 de enero de 1921, a menos de un año de aquel comienzo, la capillita acogió al primer bautismo.

La beba, llamaba Leonor, era hija de Carmen Ortiz y Antonio Tebe.

Según cuentan, el apostolado del padre Frigerio aportó rápidamente sus frutos, pues atrajo un apreciable núcleo de fieles en poco tiempo.

Tanto fue el éxito de la misión que el 21 de octubre de 1921 el inspector salesiano de la Patagonia, padre Luis Pedemonte, le envió un telegrama desde Viedma para comunicarle una generosa donación de parte del poblador Antonio Podestá. Fue así que se inició una recaudación pública para la edificación de una nueva iglesia y un colegio.

Bajo la protección del patrono del pueblo San Antonio de Padua, el nuevo templo abrió sus puertas a sus devotos el 28 de julio de 1923. (Fuente Izco – Lefevre)

templo

-Imagen del dibujo de Joaquín Izco rememorando en dibujo como era la iglesia, arriba foto de Calle San Martín esq. 9 e julio al costado de ve el templo de chapa que fue desarmado en 1955, pero esa es otra historia.

QUÉ TE GENERA ESTA NOTICIA


Artículo anteriorHomenaje: piden que un espacio público lleve el nombre “Dr. Fernando Luis Alonso”
Artículo siguienteLas Grutas vivió la primera noche de la Fiesta de los Pulperos con una suculenta paella y música popular