Una vez más ganó la ilegalidad



Hoy tomamos conocimiento a través de la prensa que la fiscal había cesado su avance en las causas de las tomas en Las Grutas a pedido del intendente de San Antonio Oeste, Luis Ojeda, la verdad no nos sorprendió, sabíamos que, en vísperas de una elección, una vez más iban a ceder lo que no es de ellos.

El pueblo quiere saber de qué se trata.

Lo primero que nos interesa saber es, si la gente beneficiada es de la localidad, (si nació acá, si vive en Las Grutas y si no, cuanto hace que se mudó acá o si viene de otra localidad o país) es fundamental saber el origen, ya que en muchos casos se relega a los hijos de grutenses o a mucha gente que trabaja y pone el hombro hace muchos años en el ejido y no puede acceder a un terreno propio.

Es muy importante también saber qué tipo de construcción van a realizar, ya que las Grutas es un destino turístico (avisamos lo de destino porque parece que los políticos no lo saben)

No menor, es saber cómo van a solucionar el tema de los servicios, ya que la conexión gratuita sería muy injusta para la gente que trabaja y les cuesta muchísimo poder pagarla.

¿El acuerdo que firme el intendente pasará por el Concejo Deliberante?

Tomando en cuenta que el actual Intendente está retirándose ¿le consultará a los candidatos a reemplazarlo que opinan?

No es la intención de esta Asociación impedir que la gente pueda acceder a su propia vivienda, lo que pretendemos es que se cumpla con lo que está normado y terminen de dar excepciones.

La realidad que estamos viviendo es una vez más un fracaso de la política ya que siendo un Municipio que posee grandes extensiones de tierra, la política no pudo encontrar una solución al real problema habitacional que tienen los habitantes de este municipio sobre todo los mas jóvenes. (Fuente: Asociación Civil de Propietarios de Alojamientos para fines Turísticos de Las Grutas – Imagen Diario Río Negro)

QUÉ TE GENERA ESTA NOTICIA


Artículo anteriorBuscarán prohibir los plásticos “no degradables” en Río negro para preservar el medio ambiente
Artículo siguienteLa rectificación cervical, una disfunción en auge, qué es y a que se debe.