PROYECTO PARA LA CONSTRUCCIÓN DE LA CASA REFUGIO

0

La violencia doméstica está presente en todo el mundo. Argentina, la provincia de Río Negro y nuestro Municipio,  no están exentas de esta realidad mundial.

Es imperioso que el Estado, como garante de los derechos humanos de todos los argentinos, refuerce sus acciones contra la violencia con medidas urgentes, puntuales y pertinentes, siendo uno de los puntos de mayor relevancia el de la seguridad contra la violencia doméstica. Una manera de luchar contra ella es proporcionar refugios seguros para mujeres que huyen de la violencia. Es importantísimo implementar acciones tendientes a colaborar con esta grave problemática que padecen las mujeres,  para brindarles asistencia, protección y alojamiento en forma inmediata a las víctimas; ello a fin de preservar su integridad y la de sus hijos.

El Consejo local de la Mujer y la Familia ante la grave problemática de violencia a la que diariamente asiste, ve cada vez mayor la necesidad de tener un espacio físico donde albergar a mujeres, solas o con hijos, para resguardar su integridad física y/o psicológica.

El proyecto de una casa refugio tiene el objetivo de brindar protección, alojamiento y asistencia, psicológica y jurídica gratuita, en forma inmediata, a mujeres con o sin hijos, víctimas de violencia. Crear un espacio donde se pueda alejarla del lugar donde se encuentra el agresor. Como también un espacio donde puedan concurrir a evacuar todas las dudas e inquietudes acerca de esta grave problemática social.

Sería un alojamiento alternativo para aquellas situaciones de violencia en las cuales la mujer  pueda ser contenida, en forma transitoria, a fin de superar la situación de riesgo y la urgencia que ello conlleva, hasta que con la ayuda de su entorno o del Estado, pueda reinsertarse en forma definitiva en un medio seguro.

El  Refugio sería un lugar de muy breve estadía, ya que prolongarlo generaría una revictimización de la mujer, por el alejamiento de su hogar. A su vez, se propone el abordaje para la recuperación de los derechos vulnerados por medio de un equipo interdisciplinario, no sólo de la mujer como víctima de violencia, sino también de sus hijos, como víctimas colaterales.
En nuestra comunidad las denuncias de violencia han aumentado en un 50% en lo que va del primer trimestre de este año.

Según el “Observatorio de Femicidios en Argentina Adriana Marisel Zambrano” en Argentina muere una mujer cada 35 horas, durante el año 2012 fueron 255 las víctimas de feminicidio, en el 2013, 295 mujeres fueron asesinadas en Argentina en el marco de la violencia de género y en los últimos cincos años se registraron alrededor de 1.236 muertes por violencia de género. Los números son contundentes. Pero, como afirman desde la Asociación Civil Casa del Encuentro, no son sólo cifras: detrás de cada una de estas muertes hay una historia, una familia destruida, proyectos truncados, hijos que quedan sin madre. Estas cifras dan cuenta de que estamos frente a una problemática a la que el Estado debe brindarle especial importancia tanto desde la prevención como desde la acción, asignando los recursos económicos específicos y suficientes para afrontarla. Es una problemática multisectorial y compleja ya que atañe a las áreas de derechos humanos, de seguridad ciudadana y de salud pública. El informe de la Casa del Encuentro revela que, producto de los femicidios ocurridos en 2013, unos 400 chicos quedaron sin madre. Como señalan especialistas en el tema, lo que hay que tener en cuenta en primer lugar es ubicar la violencia contra las mujeres como un asunto de las agendas y de los horizontes democráticos. “Enfocar la violencia contra las mujeres desde un posicionamiento de disputa democrática, de crítica frente a la realidad existente y de una praxis cuestionadora de los arreglos sociales y sexuales existentes, es una orientación fundamental”, señala la ONU en una de sus tantas publicaciones que abordan la temática.

El Consejo local de la Mujer y la Familia ya cuenta con un terreno cedido en comodato por el Municipio de San Antonio Oeste y hoy nos encontramos en la etapa de búsqueda de los recursos para la construcción del refugio.

Consejo de La Mujer y La Familia de SAO.

QUÉ TE GENERA ESTA NOTICIA

SIN COMENTARIOS

Dejar una respuesta


*