Fallo judicial que sienta un precedente en Río Negro define a una mascota como «sujeto de derecho» y no como «objeto»

sao



Una perrita «robada» por una vecina volvió a su hogar luego de una denuncia penal por «privación ilegítima de la libertad». Ocurrió en el Alto Valle pero el fallo podría sentar un precedente importante en Río Negro.


El caso de una perra de Villa Regina que fue abandonada por su primera familia, encontró un nuevo hogar por más de 3 años y luego fue apropiada por la familia original, podría sentar precedente en el Poder Judicial de Río Negro: un tribunal consideró que hubo «privación ilegítima de la libertad» del animal y ordenó la restitución que se concretó este sábado 2/7.

Alrededor del 20 de marzo de 2019, la perrita «Titi» comenzó a aparecer todos los días en una vivienda en busca de comida y afecto, y con un evidente estado de abandono (llegaba con muchas espinas de cola de zorro en su cuerpo).

Pasó el tiempo hasta el invierno y el animal volvía al hogar y se quedaba en la puerta esperando atención. A partir de ahí decidieron entrarla a la casa para que pase la noche y de día la dejaban afuera por si quería irse a otro lugar. De esa manera pasó el tiempo, la familia de acogimiento detectó que no oía bien y le molestaban las orejas. La llevaron a la veterinaria donde tuvieron que sedarla para sacarle innumerables espinas de adentro.

Para ese momento, «Titi» ya era parte de la familia que la cuidó por más de tres años hasta que, el miércoles 8 de junio de este año, desapareció.

Así comenzó la búsqueda por la ciudad, con carteles en las calles y yendo a los medios de comunicación a pedir ayuda. Finalmente, la «dueña» original se acercó a la familia, reconoció que se había apropiado del animal y dijo que no pensaba soltarlo.

Inmediatamente se acercaron a la Comisaría 5° (la central) y pidieron hacer una exposición pero, además de casi no querer tomar el reclamo, sólo les hicieron una certificación por lo que decidieron presentar una denuncia penal ante la Fiscalía para reclamar por los derechos de la perrita.

«La denuncia no podía ser por «Hurto», sino de «Privación Ilegítima de la Libertad». Es decir, Titi es un sujeto de derecho y no una mera posesión. La buena noticia, la enorme alegría, es que así lo entendió también la Justicia que al día siguiente de radicada la denuncia ordenó la liberación y restitución a su familia», informó el abogado representante de la familia y legislador rionegrino, Nicolás Rochás.

Rochás planteó que este fallo «puede sentar un precedente muy relevante, no sólo para otros casos similares, sino en la consolidación del reconocimiento de los Animales No Humanos como sujetos de derecho».

«Aquí vale el reconocimiento a Jueces y Fiscales, que se esmeran por hacer un servicio de justicia más sensible, ágil y acorde a los valores de la sociedad en la que actúan. Un pequeño caso, un gran logro y la enorme alegría de una familia que vuelve a estar completa», expresó. (VDMNoticias)

QUÉ TE GENERA ESTA NOTICIA



Artículo anterior«Con el nuevo sistema de administración se consolidará el esfuerzo pesquero»
Artículo siguienteLicitaron para la etapa II del Centro Recreativo Infantil