Debate en Viedma por la pesca: veda a la extracción de merluza y límite de cajones en bodega

pesca


Este viernes se reunieron varios actores de la pesca. No participó el STIA. Gustavo Gualtieri, presidente de la cámara de armadores indicó que había presencia casi todo el arco de la pesquería sanantoniense.

“La invitación llegó por mail, no sabemos a quién no les llegó, es cierto que algunos no estuvieron, pero casi todos nos reunimos, esto se dio después del taller de la Ley de Pesca, que allí era para conocer como era el proyecto para la legislatura, en cambio esta reunión fue por la última resolución de la subsecretaría de pesca, donde limita la capacidad de bodega por 1100 cajones y no 1500 como estábamos ahora. También porque en octubre y noviembre viene la veda grande de extracción de merluza”.

“Es conocido que hay barcos que no pueden salir más allá de lo permitido por Prefectura, son lo que en gran parte integran la Camara que represento, y no pueden llegar a la zona donde se encuentra el pescado hoy, y si ellos no pueden pescar en la zona establecida, seguiremos así, ahora, estamos parado. Son los barcos de rada ría, que en un período podían obtener el producto en un sector pequeño permitido para la pesca de merluza, pero ahora lo establecido en la veda alcanza la totalidad de norte del Golfo y estaremos la mitad de año sin poder pescar”.

“Al no poder sacar los barcos a pescar, no podrán dar trabajo, entonces interpusimos un recurso de reposición, donde solicitamos que esa resolución la den de baja, por todas las cuestiones contrarias que habrá, entonces en Viedma tratamos esta situación y el próximo miércoles, desde la subsecretaría de pesca, dicen darán una nueva normativa para ver si de alguna manera se puede revisar estos temas planteados”.

“Esto sucede porque estamos en el límite del cupo máximo extraíble del Golfo, porque una empresa agotó el cupo en los meses de verano, el mismo dueño de Perla del Este lo explicó, se quedó sin ese cupo asignado y al día de hoy al no tenerlo, el disponible que solicita, no alcanza para todos y una de las propuestas fue repartir lo que quedaba entre las empresas que hoy tienen planta, pero nadie quiere ceder lo que no lo pescaron, no lo van a donar a otros, porque aún falta terminar el año y es lógico que lo quieran usar”.

“El propietario en la reunión dijo lo que no pudo procesar sacó la merluza entera, por compensación la sacó así, es legal por resolución, entonces al no poder hacer miles de filets por día, porque no alcanza la cantidad de personal, el pescado sale entero”.

“Al terminarse el langostino de Nación y sin el producto en el Golfo, es complicado, ahora hacemos muy pocos viajes, pero por muchas cuestiones existentes, una es económica, la otra el clima, y también pocas capturas”.

AUDIO DE LA ENTREVISTA:

QUÉ TE GENERA ESTA NOTICIA


Artículo anterior“Estamos tramitando la cancha de hokey sintético para Ferro” dijo Casadei
Artículo siguienteJustica rechazó planteo del vecinalista Nueva Ciudad por la boleta larga en las elecciones municipales de SAO