Editorial: desprolijidades



El gobierno municipal aún no ha regularizado las rendiciones y aportes no reintegrables otorgados por el gobierno provincial. Son varios.  Quiere decir que aún no han presentado en Economía de la provincia las carpetas en que y para qué emplearon el dinero que llegó específicamente para obras o bienes de capital o para ayuda a terceros.

No se sabe cuáles y en qué circunstancias se utilizaron esos fondos, porque aún no se rindió y por ello no conocemos los destinos de los mismos. El gobierno rionegrino conminó al municipio, en un nuevo plazo no mayor de 45 días hábiles, a que regularice las rendiciones pendientes de subsidios y aportes no reintegrables otorgados por el Poder Ejecutivo Provincial.

Pero no solo provincia, también de Nación. El pasado viernes, se supo que aún no han rendido en que gastaron el dinero que el gobierno nacional ha enviado para el parque industrial: unos tres millones de pesos. Mediante partes de prensa señalaron en su momento que se realizaron cordones cunetas y cercado de ese vasto sector definido, pero la realidad es que aún esos fondos no están regularizados y solicitarán desde el municipio, una prórroga para hacerlo.

Si nos remitimos a aportes que no se utilizaron para un propósito, el ejemplo es el hospital de Las Grutas, dinero que llegó y no se usó para el fin que lo entregaron. Entonces llama la atención porque tanto el gobierno provincial concede una prorroga y también llama la atención porque se solicitará a Nación lo mismo.

El edificio del nosocomio grutense es el “botón de muestra” que el dinero que destinaron no se utilizó para el fin definido con anterioridad, nadie sabe que hicieron con esa plata. Para ello hay un expediente abierto que no avanza en la Fiscalía de Investigaciones Administrativas.

Sumamos a todo esto el no pago por años a Rentas y AFIP. Ese dinero tampoco se supo en que se aplicó y ahora el pueblo deberá pagar los intereses de la desidia de ex funcionarios en economía.

El ejecutivo municipal había solicitado dos veces al Concejo Deliberante que apruebe la ordenanza de las rendiciones no realizadas en tiempo y forma, se deduzcan de la coparticipación, pero en sendas oportunidades los ediles lo rechazaron porque no plasmaron el ejecutado de esos fondos. Si así sucediera próximamente y lo aprobaran, deberían cambiar el presupuesto de este año ya que contempla el uso del 100% del goteo para sueldos. Entonces deberán sustituir ese punto en la ordenanza presupuestaria que aún no ha sido aprobada y que probablemente vea a la luz en febrero donde se colarían discusiones como estas.

Estas, como otras desprolijidades se van evidenciando más cada vez que pasa el tiempo. El gabinete municipal es una olla en ebullición. Hay duros cruces y acusaciones entre secretarios y/o directores algunos que directamente no se hablan, ni siquiera se comunican por mensajes de texto.

Es notoria y compleja la situación colectiva del gabinete de Ojeda. 

Carlos Aguilar @caa174

QUÉ TE GENERA ESTA NOTICIA

COMPARTIR
Artículo anteriorRombai no quiso actuar en Las Grutas a pesar que le pagaron por el show
Artículo siguienteEl Jahuel, refugio de vida, un espacio imperdible en Las Grutas